Castillo de sueños

Un espacio donde dejar la mente soñar

“He robado princesas a reyes agónicos. Incendié la ciudad de Trebon. He pasado la noche con Felurian y he despertado vivo y cuerdo. Me expulsaron de la Universidad a una edad a la que a la mayoría todavía no los dejan entrar. He recorrido de noche caminos de los que otros no se atreven a hablar ni siquiera de día. He hablado con dioses, he amado a mujeres y escrito canciones que hacen llorar a los bardos.


Me llamo Kvothe. Quizás hayas oído hablar de mi.”


Seguramente la mitad de vosotros hayáis leído este libro, quizás habéis oído hablar de el, pero si no es ni lo primero ni lo segundo, os recomiendo esta lectura. Es muy entretenida, divertida, interesante y genial.

Decidi leer esta saga porque mis amigos no dejaban de darme la lata para que lo hiciera. Aparte de que sabía que tenía una buena fama. Me puse a leerlo y me encantó, me atrapó como hacia un tiempo que no me atrapaba ningún libro.

Voy a ir contando los sucesos más importantes del libro, y poniendo mi opinión de los hechos. Sobra decir que va a haber spoilers por todos lados.

Patrick Rottfus nos presenta un mundo medieval, compuesto por los Cuatro rincones de la civilización: La mancomunidad (lugar donde se desarrollan los hechos), Vintas, Modeg y Ceald. En este mundo, obviamente de invención del autor (lo digo por aquellos con menos luces), existe una magia denominada "simpatía", que es la que Kvothe aprende a la velocidad del rayo, y por eso hace las heroicidades de las que luego se hablan.


Los siete primeros capítulos de este libro se hacen algo aburridos. Más que nada yo esperaba que la historia que atañe el libro empezara desde la primera pagina, pero no es así. El trozo de presente, aunque corto, se me hizo lento y pesado. A partir de aquí, es cuando la historia empieza a componerse interesante.

Kvothe, que se pronuncia Cuouz, es un Edena Ruh, artistas de troupe que viajan ganándose el pan tocando y actuando en los pueblos de un condado, perteneciente a un señor al que rinden cuentas. Esta orgulloso de ello, y más orgulloso de su mente prodigiosa.
Cuando se encuentra con Abenthy, se siente muy interesado en el arcano, por lo que le pide que le enseñe, vamos, lo que haríamos todos en ese caso. Abenthy es un personaje muy simpático, me hacia de reír bastante, una pena que tras la despedida no volviera a salir.

Tras el ataque de los Chandrian a la troupe de Kvothe, casi se me saltaron las lagrimas. Todo muy bien escrito, dramatizando y profundizando en los sentimientos del pobre Kvothe, hace que sientas mucha pena por el. También me da mucha pena cuando el laúd de su padre se rompe.

En los sucesos que se dan en Tarbean, se me hizo todo pesado de nuevo. Entiendo que la historia tiene que desmostrar como Kvothe se va convirtiendo en lo que llega a ser, pero quizas un poco menos largo...
Tras escuchar una historia llamativa sobre los Amyr, decide ir a la universidad para poder averiguar cosas sobre los asesinos de su familia.

Denna, que personaje tan... cambiante. Es la mejor manera de describirla. Acompaña a Kvothe en el camino hacia la universidad, y tras separarse pense que no se volverian a ver. Graso error.
Como convence a los maestros durante admisiones es un tanto impresionante, y fanfarrón. Pero se consigue meter en la universidad. Decir que es de las partes que más me gustaron.
A partir de aquí vemos un poco como se imparten las clases del arcano, conocemos a los amigos de Kvothe, decir que Sim y Fela (vaya nombre) son un amor.
Kvothe se reencuentra con Denna en Inme, ciudad cercana a la universidad. También se hace de un laúd nuevo, de esta manera se gana el pan.
Conoce a Devi, una prestamista con la que hace un trato para poder pagarse la matricula de la universidad. Adoro a Devi.

Mientras Kvothe reside en la universidad, se gana un poderoso enemigo, y personaje al que aborrezco, Ambrose. Tan mal se llevan que hasta compone una canción sobre el, comparándolo con un asno (el apellido de Ambrose es Anso)
Tras que Ambrose contratara a unos asesinos para matar a Kvothe, este se vuelve un poco paranoico, y tras escuchar una historia sobre fuego azul (símbolo de los Chandrian) decide investigar sobre el tema y corre hacia donde han tenido lugar los acontecimientos previos al final del primer día

En Trebon, Kvothe escucha que el fuego azul arrasó con la finca de los Mauten, y solo quedo un superviviente. Sorpresa la suya al descubrir que es Denna. Entre lo dos intentan averiguar que pasó, pero lo único que consiguen es dar un con Dragón drogado, al que Kvothe termina matando. Este es otro de los mejores momentos del libro.
Kvothe vuelve a la universidad, y nosotros en el libro volvemos al presente. Donde un hombre ha sido poseído por un demonio y mata a un cliente de Kote. Esta parte es bastante interesante. Y con esto llegamos al final del primer día de la historia de Kvothe.

Me he quedado cosillas sin comentar, pero no tengo una memoria de elefante... y hace unas semanas que leí el libro.

Para adornar un poco la entrada, después del tocho texto que os he metido os pongo una imagen que he encontrado por Internet de algunos personajes, y que me ha gustado *-*

2 Responses so far.

  1. La mejor parte es sin duda la del dragón... La parte de Tarbean, muy "dickensniana"... Y bonitas fotos... Gran libro.

  2. La verdad es que estoy de acuerdo, la parte que más "adicción" me causó(por decirlo de algún modo), fue la del dragón, draccus, como se llame el bicho, en fin, que muy bueno el libro, y coincido en que hacía tiempo que un libro no me "absorbía" de esa forma, yo digo que deberían plantearse la idea de hacer una película, yo encantada y seguro que otros muchos también, vamos que quién no se lo haya leído se esta perdiendo una gran historia, incluso tiene algunos detalles de comedia muy interesantes por parte del autor, muy bueno el libro de verdad que si!! Saludos!!!

Publicar un comentario

    Si quieres estar al tanto de la publicación, sígueme ^^

    Popular Posts